En un local llamado “Hot Burger”, ubicado en la ciudad de Santa Cruz, en Bolivia, ocurrió algo increíble. Una mujer estaba comiéndose una hamburguesa, cuando de pronto se dio cuenta que dentro del alimento había un dedo humano. La comensal fotografió el asqueroso caso y luego hizo la denuncia en las redes.

La mujer estaba junto a su hermano en el restaurante, que era el favorito de ambos. Entonces pidieron dos “hamburguesas magníficas”. Se las sirvieron y ella empezó a comer. Dio tres mordiscos, pero al cuarto sintió algo duro en la boca y se lo sacó rápidamente. Se trataba de un dedo humano. Segundos después fueron a reclamar en la caja y la encargada respondió al hecho devolviendo el dinero, según el medio Alerta Paisa.

La comensal no se sintió conforme con la respuesta del restaurante, por lo que decidió denunciar el caso en las redes. Así el hecho se viralizó. La policía emprendió una investigación y firmaron el caso como un atentado a la salud pública.

Foto: Twitter @salomongsc

Según cuentan trabajadores del restaurante, el dedo le pertenecía a un empleado, que días antes había sufrido un accidente con la rebanadora. En ese momento ya estaba en su etapa de recuperación.

Hot Burger respondió al caso en un comunicado oficial, donde aseguraron que en 21 años siempre han respetado las normas de salud y que habían activado todo el protocolo de investigación interna. También estaban colaborando con las autoridades para esclarecer el desafortunado caso.(I)

Foto: Twitter @salomongsc

Leer también

TE RECOMENDAMOS