La voz de Vicente Fernández se ha extendido en su país y en el resto de Latinoamérica por más de 40 años. Hoy, mientras transita un delicado cuadro de salud, recordamos cuando estrenó el tema "Mujeres Divinas", una de las canciones más importantes de su carrera.

La letra fue escrita por Martín Urieta Solano y lanzada en el año 1987, en el álbum "Mujeres divinas", donde también se lanzaron éxitos como "El Cuatrero", "Como un Rey" y "Está Llorándome el Alma".

En la ranchera interpretada por el "Chente", se relata una discusión entre dos caballeros sobre la forma en cómo los hombres miran a las mujeres, dejando como mensaje "mujeres tan divinas, no queda otro camino que adorarlas".

Cómo surgió la canción que impulsó a Vicente Fernández

Mujeres Divinas guarda detrás de sí una anécdota real del autor Martín Urieta Solano, en la que él mismo se encontraba cantando en una reunión con sus amigos varias de sus canciones, cuando uno de los asistentes reprochó la letra que interpretaba.

Según El Heraldo de México, todo ocurrió mientras interpretaba Te me vas al diablo. Una persona se levantó para interrumpirlo, de inmediato le reprochó por la letra de su canción asegurando que ofendía a las mujeres.

Lo que ocurrió después es la versión real de lo que se relata en la famosa canción. Solano contestó que a aquel hombre le molestaba pues a él nunca lo habían lastimado tanto, pero el hombre respondió: "No, a mí siempre me han hecho pedazos el alma, pero no voy a andar de chillón. Tú bien sabes que los momentos más bellos nos los han dado las mujeres"

De la experiencia del escritor resultaron este y otros éxitos como "Acá entre nos", "Déjate amar", "No nací para rogar" y "Urge".

La enfermedad de Vicente Fernández

A la fecha, se sabe poco acerca del estado de salud del intérprete mexicano de música ranchera. En un comunicado reciente sobre la salud del cantante se asegura que él se encuentra despierto, consciente y en interacción con su familia, aunque su evolución se ha estancado tras recibir el diagnóstico de Síndrome de Guillain-Barré.

 (E)

Lea más:

TE RECOMENDAMOS