El actor Roberto Manrique impactó a sus seguidores este jueves tras hacer público el rostro que faltaba por conocer en su pequeña familia: el de su novio, Oliver Ranft, en un reportaje especial para la revista People en Español.

El guayaquileño relató como conoció a su pareja hace 11 años atrás en una conferencia del cambio climático para el programa de Naciones Unidas sobre desarrollo. Oliver se acercó a saludarlo y felicitarlo y compartieron sus cuentas de Facebook; tres años después volvieron a encontrarse y en 2014 empezaron a salir.

Al preguntarle cómo había tomado su familia materna y paterna la llegada de su novio, confesó: “Es otro más de la casa, de la familia. Cuando venimos a Ecuador nos quedamos con mi mamá; Mila (su mascota) se queda en casa de mi mamá. En la casa de mi mamá nunca ha habido mascotas”.

Específicamente, su mamá fue la primera en ver aquel video publicado el 27 de agosto cuando decidió hablar sobre su homosexualidad en su cuenta Instagram. “Se lo mandé a ella antes que a nadie, me parecía que era una información delicada que iba a tener un impacto y sonido. La respuesta fue tremendamente positiva y lo compartí con mi familia. No hubo más que una celebración”, comenta en la entrevista.

La pareja vive actualmente entre México y Colombia gracias a que sus trabajos les permiten viajar, cosa que les gusta mucho. Además, se describen como una familia a la que le encanta comer, hacer ejercicio, bailar y los une la pasión por el servicio.

¿Quién es Oliver Ranft, el novio de Roberto Manrique?

Oliver es un quiteño de ascendencia alemana que se dedica a crear estrategias políticas para organizaciones de derechos humanos y desarrollo. De allí que tengan la sostenibilidad como un elemento en común que los une.

“La mañana que Roberto me sorprendió con el video, hubo mucha admiración y tranquilidad", cuenta sobre el día en que el actor publicó el clip en sus redes sociales.

Aunque han recibido algunas críticas, el histrión sostiene que la respuesta del público ante la noticia de su homosexualidad “ha sido radicalmente positiva en mi entorno. En mis redes es positivo el amor”.

(E)

Lea también:

TE RECOMENDAMOS