Comunidad

11 May 2021 17:32
Migrante ecuatoriano de la provincia de Cañar murió al caer del muro que divide Estados Unidos y México, buscaba un mejor futuro para su esposa y sus tres hijos
El hombre falleció al caer del muro. Foto: Unsplash / @barbarazandoval

"Quería buscar un mejor porvenir para mí y mis hijos pero no lo logró", así resumió Jacqueline Pillajo el viaje que terminó en la muerte de su esposo, Juan Gabriel Atancuri, de 30 años, quien falleció tras caer del muro fronterizo que divide a Estados Unidos y México.

El ecuatoriano tomó la decisión de dejar atrás todo lo que conocía por salir a buscar un mejor futuro para él y su familia que venían sufriendo por la crisis económica provocada por la pandemia y que ha dejado a muchos sin puestos de trabajo, como lo relató Pillajo.

Su esposa, destrozada y con lágrimas en los ojos, contó a El Informador que el hombre se endeudó con 15 mil dólares para pagarle a los coyoteros el viaje que le cambiaría la vida a ella y a sus tres hijos: dos niñas de 6 y 2 años, y un niño, de 4. Sin embargo, las cosas no salieron como planificó. Juan Gabriel logró llegar a Estados Unidos y ya cuando le faltaba poco para estar en territorio norteamericano, un paso en falso acabó con sus sueños. Cayó de cabeza desde lo alto del muro y murió instantáneamente por una fractura en el cráneo. Su cuerpo fue localizado por la patrulla fronteriza al lado de la estructura.

Juan Gabriel Atancuri, de 30 años, buscaba mejor futuro para su familia. Foto: Captura/video El Informador

"Mi esposo se fue con toda la intención de poder pasar para tener un futuro mejor, pero nadie sabía lo que le iba a pasar. Ahí se quedaron todos los sueños. Todos los anhelos quedaron trucados y tengo que salir adelante con mis tres pequeños", manifestó la esposa que aún no daba crédito de lo que le había pasado al padre de sus hijos.

El sueño americano del migrante ecuatoriano se convirtió en la pesadilla para su familia, luego de que las autoridades confirmaran su muerte el pasado fin de semana. Ahora, les toca esperar el regreso del cadáver a la parroquia rural de Solano, cantón Azogues en la provincia de Cañar, de donde salió el pasado 17 de abril.

Atancuari era padre de tres niños. Foto: Captura/Video El Informador

Cecilia Tandayamo, madre de Atancuari, recordó que su hijo se caracterizaba por ser una persona responsable y amorosa. La última vez que hablaron, Juan Gabriel se despidió diciendo que se iba para trabajar. Con tristeza pidió a las autoridades que la ayuden con los trámites para traer el cuerpo y darle sepultura. "Queremos que lo traigan, saber dónde está. Nosotros no podemos, por eso estamos pidiendo ayuda. Era un lindo hijo, un lindo esposo, era un excelente hombre", manifestó. (I)

 

Lo más leído
Edición Impresa