Las redes sociales se han llenado de docenas de mensajes de fanáticos de Andreína Bravo que le piden que ya deje atrás a Miguel Melfi y siga su camino. El rotundo cambio de sus seguidores, que esperaban un final feliz para la pareja, ocurrió tras el capítulo 61 de "El poder del amor" transmitido este viernes cuando la ecuatoriana rompió a llorar luego de ver a Miguel y Mare Cevallos a punto de besarse.

Los concursantes fueron incitados por Sebastián y Don Day quienes los alentaron a jugar mirándose a los ojos, a escasos centímetros de distancia y responder una serie de preguntas sobre sus sentimientos. Y es que el colombiano sostiene que Miguel siempre ha gustado de Mare, especialmente luego del beso que hubo entre ellos la primera semana del reality.

Aunque han aclarado en varias oportunidades que ese momento no significó nada para ellos, ambos respondieron en la dinámica que no se arrepentían de lo sucedido. Esta cercanía entre Mare y Miguel fue transmitida a la casa de las chicas donde Andreína pudo observar todo mientras su rostro reflejaba la tristeza y decepción que sentía.

Minutos después, la artista se separó del grupo en el que estaba Frederick, su nuevo pretendiente, y se encerró en un baño del set de grabación, desde donde la filmaron llorando.

Por su parte, Mare sostuvo que todo se trató de un juego y que en ningún momento hubo intenciones de ir más allá pues están claros en que hay un cariño de amigos. Sin embargo, Andreína comentó a Shirley en confianza que su compatriota debió marcar distancia por respeto hacia ella.

(E)

Lea también:

TE RECOMENDAMOS