La policía española y la Interpol desmantelaron en España una red de explotación sexual. Engañaban a mujeres colombianas, pidiéndoles 1.700 dólares para llevarlas a ese país. Cuando llegaban, las obligaban a prostituirse, para saldar el doble de la deuda.

En el operativo detuvieron a 8 implicados y rescataron a dos víctimas, dijo la agencia EFE. Las obligaban a estar disponibles las 24 horas del día, sin dormir ni descansar. La organización está vinculada a trata de personas, prostitución e inmigración clandestina. Las víctimas, algunas españolas, eran controladas con cámaras de seguridad.  Como castigo no cobraban el salario acordado.

Drogas

La policía española señaló que la organización utilizaba a las mujeres para vender a los clientes cocaína, marihuana y "popper". Ellas eran captadas a través de Internet y, por lo general, se encontraban en estado de vulnerabilidad.

Durante el operativo, fueron clausuradas cinco viviendas en las que tenían a las prisioneras. Unos 17 mil dólares y seis vehículos fueron decomisados y 14 cuentas bancarias bloqueadas. Los  criminales tenían sus células en las provincias de Asturias y Alicante.


(I)

Lea también:

TE RECOMENDAMOS