En el marco de la celebración del Día del Agricultor Ecuatoriano (16 de octubre), Nestlé Ecuador ratifica su compromiso con la agricultura del país a través de la implementación de técnicas de innovación y sostenibilidad.

La agricultura regenerativa es un concepto agrícola que pretende proteger y restaurar las técnicas de cultivo y ecosistema, beneficiando a miles de agricultores en el país.

Esta innovación parte del compromiso de la compañía en impactar de forma positiva en la vida de las comunidades en las que opera: agricultores y ganaderos. Este aspecto no solo beneficia a estos grupos, sino al medio ambiente ya que, a través de su aplicación, se podría llegar a cero emisiones netas de carbono.

Para Nestlé, la adopción de la agricultura regenerativa es un factor clave para hacer frente a los apremiantes retos medioambientales y también contribuir a mejorar las condiciones económicas y sociales de los agricultores; la regeneración radica en prácticas agrícolas que ayuden a mejorar la salud y fertilidad del suelo. Esta actividad absorbe el carbono, protege y restaura los recursos naturales como el agua; además fomenta la biodiversidad del país.

Dentro de los beneficios de la agricultura regenerativa se encuentran: mejorar el rendimiento de los cultivos, revertir el cambio climático y promover la seguridad alimentaria.

“Este enfoque está considerado como una de las maneras más eficaces para que los agricultores reviertan el cambio climático y promuevan la seguridad alimentaria mediante el almacenamiento de carbono en el suelo”, afirmó Manuel Gutierrez, gerente del negocio de cacao.

Para la implementación de la agricultura regenerativa, Nestlé Ecuador trabajará con sus socios estratégicos del sistema alimentario, que incluye a miles de agricultores a nivel nacional. Para ello, se vinculará con universidades, organizaciones campesinas y autoridades. En una siguiente etapa se ampliarán las prácticas en granjas pilotos y red de proveedores. (PR)

Lea también:

TE RECOMENDAMOS