En Ecuador y el mundo, la pandemia de COVID-19 afectó la movilidad humana. En el país, según las cifras del Ministerio de Gobierno, entre enero y septiembre de este año, 392.850 personas, la mayor parte turistas, ingresaron al país ya sea por vía terrestre, fluvial o aérea. Esta cifra representa  un 76,4 % menos que lo registrado en 2019, reseña el portal Primicias.

Según información del Ministerio de Turismo y del Ministerio de Gobierno, solo en septiembre ingresaron 16.948 personas, un 84,4 % menos que el mismo mes del año pasado.

La ministra de Turismo, Rosi Prado de Holguín, dijo que espera que la actividad turística mejore paulatinamente con el arribo de turistas. Sin embargo, la expectativa para este año no es muy buena. Prado de Holguín reconoció que pese a la emergencia sanitaria y la pandemia, no han disminuido las tarifas de los pasajes aéreos en las rutas internas.

Al respecto, el presidente de la Federación Nacional de Cámaras Provinciales de Turismo (Fenacaptur), Holbach Muñetón, cree que el Gobierno debe apuntar a que las tarifas internas sean más bajas. Puso como ejemplo que el pasaje entre Quito y Guayaquil tiene un costo promedio de 150 dólares, mientras que un pasaje entre Miami y Delaware, en Estados Unidos, oscila entre 80 y 100 dólares.

“El Gobierno debe bajar el Impuesto al Valor Agregado (IVA) al sector turístico y que las tarifas sean más económicas”, dice Muñetón, al señalar que eso aumentaría la actividad turística.

El dirigente empresarial dice que, debido a las tarifas elevadas, los turistas prefieren visitar zonas cercanas a las ciudades con Quito y Guayaquil, pero hay otro grupo que viaja vía terrestre a sitios turísticos lejanos. “Gran parte del tiempo se pierde en el trayecto”, puntualizó Muñetón. (I)

TE RECOMENDAMOS