Vencer la indiferencia es un paso que, aunque sea muy pequeño, puede ser capaz de salvar una vida. Y esta acción toma mayor relevancia cuando se trata de la seguridad de una niña o niño. En el sur de Quito, una vecina grabó los dolorosos gritos de una pequeña mientras es víctima de violencia doméstica, presuntamente por parte de su mamá. La situación fue atendida por el Consejo de Protección de Derechos de la capital de Ecuador, quienes elevaron la eventualidad hasta las autoridades policiales.

 

Antes de publicar los videos en las redes sociales, los representantes del Consejo de Protección alertaron a las autoridades policiales, según lo reseña El Comercio. Sin embargo, expresa Sybel Martínez, que no hubo una acción eficiente para preservar la seguridad de la niña que emite los desgarradores gritos en el video.

"Como siempre hablaron con los agresores no con los niños, en este caso la madre, ella les aseguró que nada había pasado. Tampoco contactaron a la vecina, que estaba dispuesta a hablar. Ella dice que no es la primera vez que la niña grita y llora desesperadamente, por eso la grabó", escribió Sybel Martínez en detallado hilo de Twitter.

Organismos involucrados en el caso de la niña

La insistencia de la vicepresidenta del Consejo de Protección de Derechos de Quito hizo que más organismos se sumaran para hacer un seguimiento policial, jurídico, social y psicológico del caso. Es entonces como funcionarios del Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES), la Dinapen (Dirección Nacional de Policía Especializada para Niños y Adolescentes), Rescate Escolar y la Junta de Protección de Quitumbe, brindan asistencia a este hogar para que la niña esté segura y reciba el trato adecuado de su mamá.

 

(I)

Lea también

TE RECOMENDAMOS