Cada 26 de enero se conmemora el Día de la Educación Ambiental. Foto: Internet

Jennifer Guamán / Redacción

La necesidad de crear conciencia ambiental crece cada día más. Los problemas de la naturaleza en todo el mundo invitan a cuestionarse sobre las acciones que se hacen en favor del medioambiente. Este menester cobra más fuerza cada 26 de enero, pues en este día se conmemora el Día Mundial de la Educación Ambiental.

La fecha tiene su origen en 1975 en Belgrado, cuando se celebró el seminario internacional de educación ambiental, en el que se establecieron los principios educativos a favor del planeta en la carta de Belgrado.

Distintas organizaciones y fundaciones a nivel internacional como Greenpeace, Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF – World Wildlife Fund), Acción de la Tierra (Earth Action) continúan sumando esfuerzos por la protección del medioambiente desde diferentes aristas.

En nuestro país, la Asociación de Industrias de Bebidas no Alcohólicas del Ecuador (AIBE) creó la iniciativa 1, 2, 3 a reciclar, con la finalidad de concienciar a los ciudadanos sobre la problemática ambiental. A través de este programa, AIBE desarrolla una serie de actividades encaminadas a la educación ambiental desde la cultura del reciclaje en los hogares y la comunidad.

Ganadores del concurso ‘1, 2, 3 a reciclar’ realizado por AIBE. Fotos: Cortesía

Otra de las acciones ecológicas que se realizan en el país está a cargo de Mingas por el mar, una organización comprometida con el cuidado ambiental.

María Esther Briz, directora de Proyectos de Mingas por el mar, explicó que cuentan con 20 grupos de voluntarios a nivel nacional que realizan distintas actividades como charlas, capacitaciones y limpieza de las playas.  “El punto más fuerte de nuestro trabajo es la educación ambiental a través de los resultados. Ellos mismos (los voluntarios) se dan cuenta del daño que existe en las playas de nuestro país en cada minga que se realiza”, agregó Briz. (I)

 

TE RECOMENDAMOS