Noticias

6 Mar 2021 16:20
Medio kilo de pan, lo que se puede comprar con el nuevo billete de más alta denominación emitido en Venezuela
Foto Banco Central de Venezuela.

La hiperinflación en Venezuela ya transita hacia su cuarto año consecutivo y  es uno de los males que más golpean al país de 30 millones de habitantes, cuya industria petrolera llegó a estar entre las cinco más importantes del mundo. Por cuarta vez desde 2008,  el país estrena nuevos billetes que ya nacen pulverizados y cuyo valor no supera un dólar al juntar las tres denominaciones de 1 millón, 500.000 y 200 mil bolívares emitidas.

"Las nuevas piezas de Bs. 200 mil, 500 mil y de 1 millón comenzarán a circular paulatinamente, a partir del 8 de marzo de 2021. Estos nuevos billetes vienen a complementar y optimizar el actual cono monetario, para cumplir con los requerimientos de la economía nacional", señaló el Banco Central de Venezuela en un comunicado divulgado en Twitter.

Con un billete de la denominación más alta de un millón de bolívares, equivalente a 53 centavos de dólar, apenas se puede comprar medio kilo de pan, un jabón de tocador de baja calidad y menos de un kilo de tomate. Los nuevos billetes solo servirán para pagar pasajes en el transporte público que se ve imposibilitado ante la falta crónica de dinero en efectivo. El parque automotor de Venezuela es de los más obsoletos de la región y no dispone de sistema para pagos con tarjetas.

"El problema en un ciclo hiperinflacionario es que la velocidad con la que el Banco Central actualiza el cono monetario es mucho más lenta", explicó a la AFP el economista Asdrúbal Oliveros. "El Banco Central acaba de sacar un billete que será el de máxima denominación que no llega a 65 centavos de dólar y digamos que incluso con esos nuevos billetes en realidad no logras optimizar el sistema de pagos", remarcó.

El bolívar terminó siendo sustituido por el dólar, que se ha convertido en la moneda de facto en Venezuela. El cono monetario se amplió la última vez en junio de 2019, destaca la agencia AFP. A la hiperinflación se suma la imposibilidad de obtener dinero en efectivo en cajeros automáticos, lo que complica aún más las transacciones en el país que transita hacia su octavo año consecutivo de recesión, bajo la administración del presidente Nicolás Maduro. (I)

Venezuela pasó 14 meses sin "vender una gota de petróleo" al mundo por sanciones de Estados Unidos, según Maduro